sábado, 26 de marzo de 2016

Ovillejo contra el vil egoísmo




¿Quién ase el fusil?
El vil.

Con ¿cuál mecanismo?
Egoísmo.

¿Mucha estupidez?
¡Otra vez!

Y ¿cómo ascendió?
Triunfó.

¡No, la ruindad, no!,
nos postra al abismo;     
«El vil egoísmo            
que otra vez triunfó.»  


No hay comentarios:

.

.
Escudo de Lucevelio

Contador de visitas