miércoles, 24 de julio de 2013

ALEJADA


Alejada del caos de tierra firme, la isla se fue a meditar al mar.


DE LOS ÁRBOLES


De los árboles caídos el carpintero se gradúa de forense.


FÉRETRO


Féretro: Artefacto conducido al compás de los llantos. 


LÁGRIMAS


Lágrimas: Licor desparramado al quebrarse la copa del alma.


DE SECRETO


De secreto oscuros nada se sabe, desde que desterraron la luz de la noche.


DE ESPANTAR


De espantar por las noches sabe la llorona, pero de día nadie le creería su trauma.


OCULTOS


Ocultos en las cuevas, los muriélagos asemejan candelabros góticos olvidados en el sótano.


ESPEJOS


Espejos dejados son los lagos, para que el sol se admire asímismo por las tardes.


PALOMAS


Palomas: Ciudadanos emplumados. 


EL GANDOLERO


El gandolero es un tanquista con licencia para aterrorizar a la ciudad en calma. 


LOS TAXISTAS


Los taxistas corren periódicamente detrás de la muerte.


PÉSIMO CANTANTE


Pésimo cantante y sin contratar, es el colector del autobús. 

EL AUTOBUSERO


El autobusero enloquece en la vía por acordarse de su fracaso en la fórmula uno.


UNA COSA


Una cosa es saber mentir, y otra muy distinta, estropear la verdad.


EL ABOGADO


El abogado es el filólogo de las leyes, sin él, éstas, serían jeroglíficos.

EL POLICÍA


El policía tiene la mala costumbre de olvidar la cita con el delincuente.


CANTINERO


Cantinero: Consejero para el alcohólico.


EL ALCOHOLIZADO


El alcoholizado trasiega para olvidar cuántas copas se ha bebido.

EL INVIERNO


El invierno carece de todo abrazo fraternal. 


EN PRIMAVERA


En Primavera la juventud se levanta hacia el camino.

EN EL VERANO


En el verano las mariposas sirven de abanico.


OTOÑO


Otoño es el período en el que todos los árboles encanecen simultáneamente.


LOS SEMÁFOROS


Los semámaros fantasean en convertirse en relojes digitales.

VOMITA


Vomita la tierra todo su materia estomacal con el deslave.


EN LA DUDA


En la duda ponemos un minuto de desconfianza.


FOSA


Fosa: Puerta de entrada a la muerte.

EN EL PONIENTE


En el poniente se ensancha el camastro del sol cuando éste bosteza.


EL CUERVO


El cuervo a menudo dedica su réquiem a quien los ojos le contemple.

EN EL AMANECER


En el amanecer siempre
los pájaros confabulan
para levantar al sol
de su modorra nocturna.


LA HOJA


La hoja suelta en el río
es góndola sin bogante,
y no vale todo esfuerzo
buscarla para el rescate.

EL SAUCE


El sauce inclina su tronco
en la ribera del río,
para acicalar sus greñas
hartas de polvo y de estío.



.

.
Escudo de Lucevelio

Contador de visitas